8 de junio de 2007

-gaby in the sky with diamonds-

Las nubes moviéndose le recordaban las ganas intensas que a veces tenía de dejar atrás todo el lodo pantanoso que llevaba encima.

Poder en un baile, moverse tanto al son de la música que el fango simplemente se desprenda de sus alas y volver a donde pertenece.

A las nubes.

Al volver a la realidad lo mira a él. Todo verde él (verde que te quiero verde) Acostado a su lado, pidiéndole a ratos que no se vaya, que no lo deje. Ella no puede contra su insistencia y decide quedarse. Talvez porque en el fondo (ni tan al fondo) ella tampoco quiere que él la deje.

La vida le ha dado un giro impresionante con la llegada del foraneo. Se siente blancamente girada en su propio eje.

Decide dejar de escribir y volver a acostarse a su lado...

3 comentarios:

Ludovico dijo...

Bakan :)

Atrapasueños dijo...

enjoy it!!!

Carlos dijo...

yeah! jou!!